¿Eres una persona que suele beber café todos los días? Esta es una bebida con mucho para aportarnos, sin embargo, siempre y cuando la consumamos de forma moderada. De otra forma puede generarnos algunos problemas, por eso, hoy queremos hablar sobre las cantidades diarias que podemos consumir sin que dañen nuestra salud, de esta forma podremos evitar muchos problemas, presta mucha atención!

Según expertos el consumo diario de cafeína no debería superar los 550 miligramos diarios, esta es la cantidad de cafeína que encontramos en una taza de café, aunque varía un poco dependiendo de la forma en que lo preparamos y el tamaño mismo de la taza. Por otro lado, los efectos que esta bebida tenga en nosotros también se ve influido por si tenemos alguna condición en la cual está contraindicado. Para evitar problemas a continuación te contamos la cantidad de miligramos de cafeína que encontramos en diferentes tipos de café:

– Café instantáneo descafeinado: 1 mg. de cafeína.
– Café instantáneo: 40 mg.
– Café fitrado: 30-40 mg.
– Café expreso: 200-250 mg de cafeína.

En la mayoría de las personas, una dosis de 250 miligramos de cafeína produce efectos beneficiosos subjetivos como euforia y tranquilidad, mientras que 500 en una sola toma pueden producir tensión, ansiedad, irritabilidad e inquietud. Aunque la ingestión prolongada de cafeína produce una tolerancia a los efectos de la misma, en algunas personas, dosis orales de 600 mg/día o mayores conducen a un síndrome denominadocafeinismo, caracterizado por ansiedad, insomnio, agitación psicomotriz, excitación, nerviosismo, taquicardia y, a veces, delirio. Estos síntomas desaparecen a las 48 horas de la última ingestión de cafeína.

Sin embargo, pueden darse síntomas de abstinencia a cafeína más prolongados, siendo los cambios bruscos en la cantidad consumida más importantes que la ingesta real. La abstinencia repentina genera dolor de cabeza en el 50% de las personas que la sufren; fatiga, humor deprimido y ansiedad en al menos el 10%. También pueden aparecer una amplia cantidad de otros efectos tales como menor rendimiento, náuseas, irritabilidad y agresividad. Los síntomas abstinenciales aparecen en las primeras 12-24 horas, con un pico entre las 20-48 horas, y pueden durar hasta una semana. Estos síntomas pueden evitarse reduciendo el consumo de forma gradual.

Y para que quede más claro los beneficios del consumo moderado de cafeína,se citan a continuación numerosos estudios realizados por prestigiosos organismos para determinar los beneficios de la cafeina y quitarle el “san benito” de sustancia nociva.

Investigaciones de la Facultad de Medicina de Harvard establecieron pruebas con mujeres en edad fértil y con voluntad de quedarse embarazadas, determinando que el consumo moderado de cafeína no reduce las posibilidades de quedar encinta.

La Revista National Cancer Institute publicó hace ya dos décadas un estudio realizado en más de 16.000 personas donde se establecía que no existía mayor riesgo de aparición de cáncer por consumo habitual de cafeína.

Los Institutos Nacionales de Salud (NIH) han determinado en varios estudios que la cafeína no afecta a la fijación del calcio en los huesos, basado en la necesidad de estudiar la aparición de la osteoporosis en mujeres cercanas o inmersas en la menopausia.

Un estudio de la Universidad de South Florida realizado con ratones dio como resultado una reducción del 45% en los niveles de la proteína Beta-amiloide, presente entre los factores desencadenantes del Alzheimer.

Un estudio de Health Canada en 2003 exponía que en adultos sanos, el consumo diario (moderado) de cafeína no eleva el riesgo de hipertensión, sí bien, también resaltaba la necesidad de hacer ensayos clínicos con un número elevado de pacientes con tendencia a la hipertensión para poder determinar los efectos de la cafeína.

En definitiva, la cafeína consumida en pequeñas cantidades puede aportar beneficios y cuidados por dentro que podrás notar por fuera. Así que estate atento a nuestro blog porque más adelante dedicaremos un “post” a estos beneficios que podrás encontrar en alimentos y bebidas que contengan cafeína.

Recordamos que nuestro consumo debería mantenerse entre 400 a 550 mg. de cafeína al día. Teniendo en cuenta esto, recomendamos que tengas mucho cuidado con las cantidades que consumes y puedas cuidar mejor de tu salud, suerte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *